sábado, 12 de junio de 2010

Carta de amor

Amor mío...¿será quizás que el vino rosado del atardecer se encuentra tan a gusto en tu piel que cuando te beso me embriago? ¿O será tal vez que en el ecuador de tu cuerpo encontré refugio para mi frente destemplada?
En el nacimiento diario que es abrir los ojos después del sueño nocturno estás conmigo. Si camino, caminas a mi lado. Al morder una manzana, al doblar la ropa recién lavada...
Me enamoré sin saberlo, así como esa mano inmaterial pinta los árboles para dar sensación de otoño. Y mi corazón ya no es mío, es tuyo, con todos sus latidos futuros. Y cuando el músculo no sea más que polvo, y cuando cada partícula de polvo elija el éxodo de aquello que alguna vez fue parte de mí, el amor será, así como hoy es.

Tuya siempre,

Saudade

8 comentarios:

Topita dijo...

De nuevo estoy sin palabras... te amo (oops2)

Saudade dijo...

No exagere, salga deáhi!...besitos amor.

ROSALIANM dijo...

Mmmmm, yo también me emborraché con tus palabras Saudade. Hasta Topita te ha dejado un bonito comentario.
Feliz día para ambas.

NORMA SANTOS dijo...

Hola Saudade, ¿como estas? espero que mejor que yo...me emborracharía yo también con ese vino rosado pero me sienta mal el alcohol y veo que Lía ya va bebida y una de las dos ha de mantener la cordura...ja,ja,ja...que chorrada te he escrito.
Un saludo maja.

Coloradicta dijo...

Precioso blog

Saudade dijo...

Gracias Coloradicta y Norma! Estuve temporalmente sin internet y ahora con mucho trabajo, en cuanto pueda, un nuevo post ;)
Besos

NORMA SANTOS dijo...

Cariño...¿vives? Nena, te echo de menos..

Saudade dijo...

He vuelto! Es que el trabajo me tiene muy mal, esto de ser maestra de escuela no es bueno para los artistas :(