jueves, 30 de diciembre de 2010

Estrenando departamento...

Después de un largo e intenso día de trabajo, de pintar paredes, subir y bajar muebles, lijar, escurrir, finalmente te tuve entre mis brazos. Hacía tanto que no te sentía pegandote a mí que cuando tu pierna me rodeó la cintura se desató un vendaval en mi cuerpo.Horas y horas teniendote cerca sin poder besarte, deseandote, mirando como las gotas de sudor te corrían por el cuello, aguantando las ganas de seguir su trayecto con la lengua hasta dentro de tu escote...Y las vallas de contención cedieron finalmente y ese colchoncito de una plaza tirado en el piso se inundó de caricias indecentes y besos más que audaces. Y lo que sentimos, vivimos, nacemos, morimos, quería manifestarse en la unión de nuestras bocas.
Y por un instante la inundación desbordó el colchón, cubrió el departamento, el edificio, la ciudad, la provincia, el país, el continente, el mundo, el universo...Y fuimos, en ese instante, las únicas personas que sin dejar de respirar habían muerto en la hoguera irremediable de la pasión.

3 comentarios:

NORMA SANTOS dijo...

Madre, a estas horas leer esto me pone tontorrona...chica, viva las mudanzas si van a ser así...je,je,je...
Heyyyyy feliz 2011.

ROSALIA dijo...

No quería acabar el año sin despedirme de ti.
Feliz 2011. Espero que pronto tu vida con Topita se haga realidad y esteis juntas por fin.
Besos Saudade

Saudade dijo...

Gracias a las dos por pasar y comentar. Y muchas gracias Lía por tus deseos, espero que se te vuelvan multiplicados, que Norma esté más a mano y más dócil (jeje)que venga pronto esa luna de miel frustrada y que le encontréis una buena novia a Mortadelo...